El volante rojinegro Jesús Murillo luego de un mes de su operación de ligamento cruzado y menisco de la rodilla izquierda habló como va su recuperación y del apoyo de su familia.

“Gracias a Dios hemos avanzado en lo que ha sido la operación, ya ha pasado casi un mes de eso y vamos bastante bien gracias a Dios, a mi familia y al fisio que han sido bastante importantes en este momento que estoy pasando. Espero recuperarme de la mejor manera y estar con el equipo”, dijo Murillo que vive en Veranillo.

“La familia es muy importante, mi esposa se comportó excelente, estuvo ahí el día de la operación, ha sido una persona muy importante igual que mi madre”.

“Fue un momento muy difícil porque dos días antes de jugar la semifinal de vuelta frente a Plaza Amador me lesioné en el entrenamiento el ligamento cruzado y menisco de la rodilla izquierda. Fue muy fuerte y difícil, en ese momento no podía entender lo que estaba pasando, pero he reconocido y aprendido que Dios tiene grandes cosas para los suyos y yo sé que en medio de esta recuperación habrán momentos importantes para mi vida y para el equipo que es lo más importante”, comentó el volante tras lesionarse.

“Veníamos haciendo las cosas bien en lo personal, pero Dios sabe como hace las cosas, ahora solo queda recuperarse y volver de la mejor manera”.

“Hay que estar fuerte mentalmente y confiar que las cosas van a salir bien y que no soy el primero y el último al que le sucede. Esto es en base al trabajo que hacemos y corremos este riesgo, pero también tenemos la fortuna de recuperarnos y volver de la mejor forma”, finalizó diciendo Murillo.

Leave a comment